México intentará incentivar la industria vitivinícola mediante recursos fiscales

blogerredas 6 diciembre 2010 0



Los números normalmente no mienten, y es por eso que los mexicanos pueden alegrarse: según un informe presentado por el portal transportes.com.mx, desde el 2008 hasta el día de hoy las importaciones de vino en México han crecido en un 72%, pero en contraste de eso el consumo de la producción vitivinícola del país ha aumentado un 50%, además de, al mismo tiempo, exportar vinos a 20 países.

En números más tangibles, el consumo de vino mexicano es de alrededor de 12,9 millones de botellas, y el creciente número motiva a este país a buscar nuevas formas de promoción de su industria vitivinícola, para insertarse de esta manera en la escena internacional de productores de vino.

El diputado Francisco Arturo Vega de Lamadrid, quien preside la Comisión especial para el Desarrollo de la Industria, sostiene que una de las mejores formas para incentivar la industria es “tener esquemas específicos de incentivos fiscales, mediante estímulos y fideicomisos, así como actualizar la situación de la industria embotelladora de vidrio en México”. De esta manera, se lograría un mejor panorama para pequeños y medianos productores, además de posicionar al vino como bebida de consumo habitual.

Los favorables números aportados por este informe dan buenos augurios para la inserción del vino mexicano en el mercado vitivinícola internacional, ya que este país ha logrado exportar sus vinos a lugares como Japón, Rusia y Noruega. Pero, a pesar de esto, los incentivos fiscales propuestos por Vega de Lamadrid sólo constituirían el primer paso para lograr un mejor posicionamiento de México en este sector.